man in black long sleeve shirt wearing orange sunglasses holding black semi automatic pistol

REGLAMENTO DE ARMAS

Como bien sabrán la mayoría de nuestros federados de la Federación Madrileña de Tiro Olímpico es que el Real Decreto 137/1993, de 29 de enero, por el que se aprueba el Reglamento de Armas ha tenido una serie de modificaciones que resumiremos en este artículo. La modificación tuvo lugar por el Real Decreto 726/2020, de 4 de agosto y fue publicado en el Boletín Oficial del Estado el pasado 5 de agosto del 2020 y entró en vigor a los tres meses de su publicación; es decir, el 5 de noviembre del pasado año.

Algunas modificaciones que deben tener en cuenta nuestros federados son los siguientes:

Primero. – En el artículo uno se recoge cuales son los componentes esenciales de un arma de fuego, que son literalmente los siguientes: “Son componentes esenciales:

“a) El armazón, el cañón, el tambor y la corredera o el cerrojo de las armas de fuego cortas.

b) La caja o cajón de los mecanismos, incluidos el superior y el inferior, cuando corresponda, el cañón, el cerrojo o báscula y el cierre o el bloqueo del cierre de las armas de fuego largas.”

Segundo. – En el artículo segundo se recogen los diferentes tipos de armas y sus definiciones que se recogen en el presente enlace de la citada norma: https://www.boe.es/eli/es/rd/2020/08/04/726

Tercero. – Se recoge en el artículo quinto que una serie de armas queda prohibida su publicidad, tenencia, uso y compraventa, salvo los funcionarios que estén especialmente habilitados. Las armas son las siguientes, que hay que tener en cuenta:

“a) Las armas de fuego cortas semiautomáticas de percusión central cuya capacidad de carga sea superior a veintiún cartuchos, incluido el alojado en la recámara.

b) Las armas de fuego largas semiautomáticas de percusión central cuya capacidad de carga sea superior a once cartuchos, incluido el alojado en la recámara.

c) Las armas de fuego largas de cañones recortados.

d) Las armas de fuego automáticas que hayan sido transformadas en armas de fuego semiautomáticas.

e) Los cargadores aptos para su montaje en armas de fuego de percusión central semiautomáticas o de repetición, que en el caso de armas cortas puedan contener más de 20 cartuchos, o en el de armas largas más de 10 cartuchos, salvo los que se conserven por museos, organismos con finalidad cultural, histórica o artística en materia de armas o coleccionistas, con los requisitos y condiciones determinados en el artículo 107.

f) Las armas de fuego largas que puedan reducirse a una longitud de menos de 60 cm sin perder funcionalidad por medio de una culata plegable, telescópica o eliminable.

g) Las armas de fuego que hayan sido transformadas para disparar cartuchos de fogueo, productos irritantes, otras sustancias activas o cartuchos pirotécnicos, o para disparar salvas o señales acústicas. Se exceptúan aquellas armas autorizadas para su uso en recreaciones históricas, filmaciones, artes escénicas o espectáculos públicos, con los requisitos y condiciones determinados en los artículos 107 bis y 149.3.

h) Las armas de alarma y señales que no vayan a emplearse para actividades deportivas, adiestramiento canino profesional, espectáculos públicos, actividades recreativas, filmaciones cinematográficas y artes escénicas, así como para fines de coleccionismo.

i) Los «sprays» de defensa personal y todas aquellas armas que despidan gases o aerosoles, así como cualquier dispositivo que comprenda mecanismos capaces de proyectar sustancias estupefacientes, tóxicas o corrosivas.

j) Las defensas eléctricas, las defensas de goma o extensibles, y las tonfas o similares.

k) Los silenciadores adaptables a armas de fuego.

l) Las municiones con balas perforantes, explosivas o incendiarias, así como los proyectiles correspondientes.

m) Las municiones para pistolas y revólveres con proyectiles ‘‘dum-dum’’ o de punta hueca, así como los propios proyectiles.”

Cuarto. – En el artículo noveno se recoge que la Intervención Central de Armas y Explosivos de la Dirección General de la Guardia Civil radicará el Registro Nacional de Armas, en el que constarán aquellas armas, municiones, componentes esenciales, guías, autorizaciones y licencias.

Quinto. – En el artículo décimo, se recoge que, para el ejercicio de la actividad de armero en cualquiera de sus modalidades, se requerirá la obtención de una autorización previa expedida por la Dirección General de la Guardia Civil.

Sexto. – En relación con la compraventa de armas de fuego, se recoge en el artículo 49 que se requerirá de la presencia del Interventor de Armas y Explosivos comprobará la identidad del adquiriente y la licencia, autorización o documento acreditativo que le habilita para la adquisición de las armas, los componentes esenciales o las municiones.

Séptimo. – En el artículo 63 concreta y complementa lo referido a la compraventa de armas de fuego. En concreto, serán registradas en el Registro Nacional de Armas por la Intervención de Armas y Explosivos, indicando:

a) Nombre del comprador.

b) Nacionalidad y número de pasaporte o documento de identidad que legalmente lo sustituya.

c) Tipo, marca, modelo, calibre y número de cada arma o componente esencial.

d) Número y fecha de la guía de circulación expedida.

e) Lugar de salida del territorio nacional.»

Octavo. – Para poder inutilizar un arma de fuego, se requiere, según el artículo 108, que la inutilización de un arma de fuego deberá contar con la aprobación previa de la Intervención de Armas y Explosivos.

Noveno. – Para guardar las armas, el artículo 133 nos recoge las siguientes opciones:

Las armas deberán ser guardadas:

a) Completas, en los locales de las federaciones o clubes de tiro que dispongan de medidas de seguridad aprobadas por la Intervención Central de Armas y Explosivos de la Guardia Civil.

b) En los propios domicilios de los titulares, en cajas fuertes o armeros autorizados por la Dirección General de la Guardia Civil. Las armas se guardarán completas, si bien en el caso de armas largas podrán guardarse únicamente sus cierres o componentes esenciales. La munición se guardará separada de las armas de fuego en un lugar seguro bajo llave, o dentro del armero o caja fuerte en un compartimento diferente cerrado con llave.

c) Completas, en los locales de empresas o entidades autorizadas para la custodia de armas por la Dirección General de la Guardia Civil.

Esta modificación del Reglamento de armas viene transformada por las Directivas europeas que son en concreto: 

  • La Directiva (UE) 2017/853 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de mayo de 2017.
  • La Directiva de Ejecución (UE) 2019/68 de la Comisión, de 16 de enero de 2019, por la que se establecen las especificaciones técnicas para el marcado de las armas de fuego y sus componentes esenciales en virtud de la Directiva 91/477/CEE del Consejo sobre el control de la adquisición y tenencia de armas.
  • La Directiva de Ejecución (UE) 2019/69 de la Comisión, de 16 de enero de 2019, que establece especificaciones técnicas para las armas de alarma y de señalización con arreglo a la Directiva 91/477/CEE del Consejo, sobre el control de la adquisición y tenencia de armas.

Estas tres Directivas han sido recientemente unificadas en una sola con DIRECTIVA (UE) 2021/555 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO de 24 de marzo de 2021 sobre el control de la adquisición y tenencia de armas. (En adelante, «DIRECTIVA 2021/555»).

Al final la modificación del Reglamento de Armas, Real Decreto 726/2020, de 4 de agosto, por el que se modifica el Reglamento de Armas, aprobado por el Real Decreto 137/1993, de 29 de enero (en adelante «RD 726/2020»), ha sido criticado por varios sectores, exponemos algunos puntos:

Cargadores:

  • DIRECTIVA 2021/555:
  • Artículo 9: «Los Estados miembros podrán decidir excepcionalmente, en casos concretos especiales y debidamente justificados, conceder autorizaciones a coleccionistas para la adquisición y tenencia de armas de fuego, componentes esenciales y municiones clasificadas en la categoría A»

Dentro de la categoría A se incluyen las armas cortas con un cargador con una capacidad superior a 20 cartuchos, o las armas largas con una capacidad superior a 10 cartuchos.

  • Artículo 13: «La adquisición de cargadores para armas de fuego semiautomáticas de percusión central que puedan contener más de 20 cartuchos, o más de 10 cartuchos en el caso de armas de fuego largas, solo se permitirá para aquellas personas a las que se haya concedido una autorización»
  • RD 726/2020:
  • Artículo 156.k): «Si no constituyeren delito, serán consideradas infracciones graves, y sancionadas: […] k) La tenencia o utilización sin autorización de cargadores aptos para su montaje en armas de fuego semiautomáticas, de percusión central, que en el caso de armas cortas puedan contener más de 20 cartuchos, o en el de armas largas más de 10 cartuchos, con multas de 300,51 a 6.010,12, incautación de los cargadores y retirada de todas las licencias o autorizaciones de adquisición y tenencia de armas de fuego»
  • Artículo 5.1.e): «1. Queda prohibida la publicidad, compraventa, tenencia y usosalvo por funcionarios especialmente habilitados, y de acuerdo con lo que dispongan las respectivas normas reglamentarias de: […] e) Los cargadores aptos para su montaje en armas de fuego de percusión central semiautomáticas o de repetición, que en el caso de armas cortas puedan contener más de 20 cartuchos, o en el de armas largas más de 10 cartuchos, salvo los que se conserven por museos, organismos con finalidad cultural, histórica o artística en materia de armas o coleccionistas, con los requisitos y condiciones determinados en el artículo 107»
  • Conclusión:

El Reglamento de España no hace mención expresa a la autorización que lo habilita, aunque se puede entender que es sólo para aquellos «funcionarios especialmente habilitados» (Art. 5 RD).

Almacenamiento de armas y munición:

  • DIRECTIVA 2021/555:
  • Artículo 7: «los Estados miembros establecerán normas acerca de la adecuada supervisión de las armas de fuego y las municiones y acerca de su adecuado almacenamiento de forma segura»
  • Considerando 21: «Las armas de fuego y la munición deben almacenarse de forma segura cuando no sean objeto de una supervisión inmediata. Cuando no se almacenen en una caja fuerte, las armas de fuego y la munición deben almacenarse por separado.»
  • RD 726/2020:
  • Artículo 99.7: «7. El arma será guardada en los propios domicilios de sus titulares en un lugar seguro bajo llave separada de su munición, de forma que no sean fácilmente accesibles de manera conjunta»
  • Conclusión:

Pese a que el espíritu de la Directiva es poder habilitar la decisión de mantener las armas y la munición en una misma caja fuerte sin separación, es decisión de los Estados miembros establecer su regulación. En este caso, España establece una separación obligatoria, sin posibilidad alguna de almacenamiento conjunto, sin hacer especial referencia al lugar de almacenamiento de la munición.

Control y Registro de armas:

  • DIRECTIVA 2021/555:
  • Artículo 4.1: «En relación con las armas de fuego fabricadas o importadas en la Unión a 14 de septiembre de 2018 o con posterioridad a esa fecha, los Estados miembros velarán por que tales armas de fuego, o cualesquiera componentes esenciales, comercializados hayan sido: a) señalados con un marcado claro, permanente y único sin demora tras su fabricación y a más tardar antes de su comercialización, o sin demora tras su importación en la Unión, y b) registrados de conformidad con la presente Directiva sin demora tras su fabricación y a más tardar antes de su comercialización, o sin demora tras su importación en la Unión»
  • Artículo 4.5: «Los Estados miembros velarán por el establecimiento y mantenimiento de un fichero informatizado de datos, ya sea centralizado o descentralizado, que garantice a las autoridades facultadas el acceso a los ficheros de datos en los que se registran todas las armas de fuego objeto de la presente Directiva»
  • RD 726/2020:
  • Artículo 9: «En la Intervención Central de Armas y Explosivos de la Dirección General de la Guardia Civil radicará el Registro Nacional de Armas, en el que constarán aquellas armas, municiones, componentes esenciales, guías, autorizaciones y licencias cuyo registro proceda de conformidad con lo establecido en este Reglamento. Este Registro contendrá toda la información necesaria para la trazabilidad e identificación de las armas, incluidos los siguientes datos: a) el tipo, la marca, el modelo, el calibre y el número de serie de cada arma y el marcado aplicado en su armazón o cajón de mecanismos como marcado único de conformidad con el artículo 28, que servirá de identificador único de cada arma; b) el número de serie o marcado único aplicado en los componentes esenciales, cuando este difiera del marcado del armazón o la caja de mecanismos de cada arma de fuego; c) el nombre y dirección de los proveedores y de las personas que adquieran o posean el arma, así como la fecha o las fechas correspondientes, y d) toda transformación o modificación de un arma que dé lugar a un cambio de categoría o subcategoría, incluida su inutilización o destrucción certificadas y la fecha o fechas correspondientes»
  • Artículo 28: «1. Todas las armas de fuego, sus componentes esenciales, así como los que se comercialicen por separado, serán registrados de conformidad con este Reglamento y señalados con un marcado claro, permanente y único, sin demora tras su fabricación y a más tardar antes de su comercialización, o sin demora tras su importación en la Unión Europea. Igualmente estas, así como las armas de alarma y señales de calibre igual o superior al 22 o su equivalente en mm, dispondrán del punzonado de un Banco Oficial de Pruebas español o reconocido por España, conforme a las disposiciones del Convenio de 1 de julio de 1969, para el reconocimiento recíproco de los punzones de prueba de armas de fuego portátiles»
  • Conclusión:

La normativa española va en concordancia con la normativa europea estableciendo ambas la obligación de un registro informático de todas las armas y su señalización y marcación clara, permanente y única tras su fabricación y a más tardar antes de su comercialización.

Coleccionismo y armas inutilizadas:

  • DIRECTIVA 2021/555:
  • Artículo 9.3: «Los Estados miembros podrán decidir excepcionalmente, en casos concretos especiales y debidamente justificados, conceder autorizaciones a coleccionistas para la adquisición y tenencia de armas de fuego, componentes esenciales y municiones clasificadas en la categoría A bajo estrictas condiciones de seguridad, entre ellas, demostrar a las autoridades nacionales competentes que existen medidas para hacer frente a los riesgos para la seguridad pública o el orden público y que las armas de fuego, los componentes esenciales o las municiones de que se trata se almacenan con un nivel de seguridad proporcional a los riesgos asociados al acceso no autorizado a dichas armas de fuego»
  • Artículo 15.1: «Los Estados miembros podrán decidir excepcionalmente, en casos concretos especiales y debidamente justificados, conceder autorizaciones a coleccionistas para la adquisición y tenencia de armas de fuego, componentes esenciales y municiones clasificadas en la categoría A bajo estrictas condiciones de seguridad, entre ellas, demostrar a las autoridades nacionales competentes que existen medidas para hacer frente a los riesgos para la seguridad pública o el orden público y que las armas de fuego, los componentes esenciales o las municiones de que se trata se almacenan con un nivel de seguridad proporcional a los riesgos asociados al acceso no autorizado a dichas armas de fuego»
  • RD 726/2020:
  • Artículo 108.5: «5. Las armas inutilizadas de propiedad particular, así como las armas de guerra inutilizadas o de dotación de las Fuerzas Armadas, Policía Nacional y Guardia Civil que pasen a propiedad particular, junto con su certificado de inutilización, serán remitidos a la Intervención de Armas y Explosivos para su inscripción en el Registro Nacional de Armas y entrega al interesado. Se remitirá una copia del certificado de inutilización a las Intervenciones Centrales de Armas del Ministerio de Defensa o a la División de Personal de la Policía Nacional que, en su caso, aprobaron la inutilización»
  • Artículo 107.b): «b) Las personas físicas y jurídicas coleccionistas de armas de avancarga o de otras armas de fuego antiguas, históricas o artísticas, sus reproducciones y asimiladas, susceptibles o no de hacer fuego, y de armas sistema «Flobert» podrán poseerlas legalmente si las tienen inscritas en un Libro-Registro, diligenciado por la Intervención de Armas respectiva, en el que se anotarán las altas y bajas. Queda prohibido el uso de las armas inscritas en dicho Registro. Para la circulación y transporte será necesaria una guía especial, que expedirá, en cada caso, la Intervención de Armas, a la vista de los datos que consten en el Libro, haciendo constar el destino concreto»
  • Conclusión:

La colección de armas en España únicamente será sobre armas de avancarga o de otras armas de fuego antiguas, históricas o artísticas, sus reproducciones y asimiladas, susceptibles o no de hacer fuego, y de armas sistema «Flobert», para lo que se deberá estar inscrito en un Libro-Registro competencia de la Guardia Civil

Respecto de las armas inutilizadas, pese a que la normativa europea no establece ningún régimen en lo respectivo a su colección, estas deberán pasar a la Intervención de Armas y Explosivos para su inscripción en el Registro Nacional de Armas y entrega al interesado (art. 108 RD). En consecuencia, estas han de estar registradas previamente.

Una vez resumida las modificaciones y actualizaciones del Reglamento de armas, estamos disponibles para proteger y solventar cualquier cuestión al respecto a nuestros clientes para que se pueda cumplir la norma.

José Antonio García-Noblejas

Abogado

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.